Análisis de alimentos: la mejor prevención contra la listeriosis

Análisis de alimentos: la mejor prevención contra la listeriosis

El reciente brote de listeriosis en Andalucía ha puesto en primera línea la importancia de llevar a cabo un adecuado análisis de alimentos. Te lo contamos todo sobre esta enfermedad y su prevención.

Listeriosis y otras enfermedades de origen alimentario: un grave riesgo para la salud pública

La listeriosis ha saltado a la fama este verano por el severo brote que ha estallado en Andalucía el cual lleva ya 192 afectados. El origen de la infección se atribuye a la marca de carne “La mechá” producida por la empresa Magrudis. Es evidente que una correcta política de análisis alimentario hubiese evitado este grave problema de salud pública.

La listeriosis de la que tanto se habla últimamente es sólo una de las muchas enfermedades de origen alimentario (EOA) que llegan al consumidor a consecuencia de no haber realizado los pertinentes análisis de alimentos.

Además de la célebre listeriosis, podemos hablar de otras muchas enfermedades alimentarias que ponen en riesgo la salud pública: triquinosis, salmonelosis o E-coli son sólo algunos ejemplos de los distintos peligros que afrontamos los consumidores a diario..

La vinculación de un negocio gastronómico (restaurante, marca alimentaria, comedor escolar, etc.) con tales casos acarrea una crisis de imagen difícilmente reparable…Y el análisis de alimentos en laboratorio es la mejor forma de prevenir o, en su caso, atajar, el problema.

¿Cómo es y cómo actúa la Listeria?

¿Qué causa la listeriosis?

Llamamos listeriosis a una infección bacteriana que puede ser contraída tanto por personas como por animales, que hayan ingerido alimentos o agua contaminados por la bacteria Listeria monocytogenes.

La bacteria causante de la listeriosis está presente en animales (domésticos o salvajes), suelo, agua y leche cruda. Cabe la posibilidad de que la listeria se propague a los alimentos que entren en contacto con las superficies o líquidos contaminados (como los vegetales y la carne), de ahí la capital importancia de llevar a cabo análisis de alimentos y aguas de forma rutinaria.

¿Quién puede contraer la listeriosis?

Cualquier persona que consuma un alimento infectado por la bacteria Listeria puede sufrir listeriosis. El hecho de haber padecido anteriormente esta enfermedad no inmuniza frente a futuras infecciones del mismo tipo.

Los grupos de riesgo que pueden sufrir síntomas agravados de listeriosis son: mujeres embarazadas, recién nacidos, fetos, personas mayores de 65 años o aquellas que posean un sistema inmunitario debilitado. La enfermedad puede ser transmitida por la gestante a su hijo.

¿Cuáles son los síntomas de la listeriosis?

La listeriosis puede afectar a cualquier parte del cuerpo humano (cerebro, sistema circulatorio, aparato respiratorio, estómago…), por lo que sus síntomas varían completamente de una persona a otra.

El periodo de incubación es muy variable, pudiendo oscilar entre los 3 y 70 días posteriores a la ingesta del alimento contaminado. Basta con realizar una analítica de sangre para determinar si se parece o no la enfermedad.

La sintomatología inicial de la listeriosis se asemeja mucho a la de una infección vírica común, ya que incluye episodios de: fiebre, diarrea, dolor de cabeza, rigidez muscular, náuseas, etc. Ello hace que muchas personas infectadas pasen por alto estos primeros síntomas y no acudan al médico.

Los síntomas más leves de la listeriosis pueden consistir en: gastroenteritis, abscesos, conjuntivitis o lesiones cutáneas. Los efectos más graves de la enfermedad pueden conllevar: endocarditis, meningitis, neumonía, septicemia y aborto.

¿Qué legislación regula la listeria en alimentos?

El Reglamento (CE) no 2073/2005 de la Comisión, de 15 de noviembre de 2005, relativo a los criterios microbiológicos aplicables a los productos alimenticios, es la legislación que regula la listeria en alimentos.

De acuerdo con el artículo 3.2 del Reglamento (CE) no 2073/2005 de la Comisión, de 15 de noviembre de 2005, relativo a los criterios microbiológicos aplicables a los productos alimenticios, los operadores de las empresas alimentarias responsables de la fabricación de los productos alimenticios realizarán estudios conforme a lo dispuesto en el anexo II del mismo para investigar el cumplimiento de los criterios a lo largo de toda su vida útil.

Análisis de alimentos y PPC: el arma perfecta contra la listeriosis

Solo en Galicia se registran 30 casos de listeriosis al año y esta enfermedad se ha cobrado 50 muertes en los últimos 7 años. Los casos de intoxicación alimentaria son frecuentes y vivimos este riesgo con la misma intensidad que en el resto de España:

La mejor manera de que tu empresa no llegue a verse implicado en tales casos es ponerse en manos de INSA des: una empresa experta en el análisis de alimentos y análisis de Peligros y Puntos de Control Críticos en Galicia. Disponemos de los más avanzados laboratorios dando servicio en: Coruña, Ferrol, Lugo, Santiago, Vigo, Pontevedra y Ourense.

INSA des es la mejor aliada a la hora de lograr que tu negocio se asocie siempre con la seguridad alimentaria. Te ofrecemos un servicio integral, capaz de garantizar el cumplimiento de la normativa en todo tipo de profesiones del sector alimenticio e industrial:

  • Análisis alimentos, aguas, superficies, etc.

  • Análisis de peligros y puntos críticos de control (APPCC)

  • Ficha técnica producto alimenticio

INSA des pone a tu disposición sus instalaciones para el análisis de alimentos en toda Galicia (Coruña, Ferrol, Lugo, Santiago, Vigo, Pontevedra y Ourense). Contacta con nosotros para más información.